Que Es La Etnohistoria

September 2, 2017 | Author: Seele des Windes | Category: Anthropology, Historiography, Archaeology, Knowledge, Ethnography
Share Embed Donate


Short Description

Descripción: Ensayo sobre el origen y desarrollo de la etnohistoria, en busqueda de una definicion apropiada...

Description

Reyes Maldonado Marco Antonio. Licenciatura en etnohistoria.

120150207

¿Qué es la etnohistoria?

Introducción La historia y la antropología actualmente están en una relación bastante estrecha, a pesar de que en el pasado las diferencias metodológicas entre ambas, y más aún, las diferencias entre científicos sociales e historiadores hacían que la relación fuera complicada porque cada una trataba de sobreponerse a la otra. Dado que ambos campos del conocimiento tienen por sujeto de estudio al hombre (al ser humano), definitivamente deberían estar en una relación muy cercana, más aún cuando los padres de la Historia, Herodoto y Tucidides, también se consideran precursores de la Etnografía o Antropología. La realidad es otra.

Antecedentes Los antropólogos, han rehuido y desdeñado a la Historia y a los historiadores. La ruptura entre ambos campos se atribuye a la “Escuela Inglesa” o funcionalista y a Bronislaw Malinowski, con su énfasis en el trabajo de campo, y A. R. (Alfred Reginal) Radcliffe-Brown. Malinowski tiene un ensayo, publicado originalmente en castellano, que no ha tenido el valor que se merece por estar escrito en lengua española; la introducción al libro Contrapunteo cubano el tabaco y el azúcar de don Fernando Ortiz, publicado originalmente en Cuba en 1940. En este ensayo Malinowski escribió: “El presente libro es una obra maestra de investigación histórica y sociológica, tan magistralmente condensada y documentada como libre de toda erudición pedante y estéril.” MALINOWSKI, Bronislaw. “Introducción” a Contrapunteo cubano el tabaco y el azúcar (Caracas: Biblioteca Ayacucho, 1987), pág. 9.

El siguiente párrafo puede darnos una muy buena idea sobre la mentalidad de Malinowski. “Como buen funcionalista que es, el autor de este libro acude a la historia cuando ésta es indispensable. Sus capítulos sobre los distintos tipos de explotación territorial, según se refieran al azúcar o al tabaco; sobre las diferencias en los regímenes del trabajo, por artesanos libres, esclavos o trabajadores contratados, y, finalmente, los relativos a las diversas implicaciones políticas de una y otra industria, están todos escritos así desde un punto de vista histórico como desde uno funcional.

Reyes Maldonado Marco Antonio. Licenciatura en etnohistoria.

120150207

Varios de los más fundamentales datos históricos han sido mucho más ampliamente documentados en los importantes capítulos adicionales comprendidos en la segunda parte del libro.” MALINOWSKI, Bronislaw. “Introducción” a Contrapunteo cubano el tabaco y el azúcar (Caracas: Biblioteca Ayacucho, 1987), pág. 8.

Malinowski rechaza “la historia mala”; narraciones interminables sobre grandes hombres, batallas e historias para legitimar al poder, y esto, al menos comprendido en los términos actuales, no es historia, o es una historia muy mal hecha. Otra de las razones por la cual muchos antropólogos rechazan el material histórico es porque este no es el resultado de observación directa, o sea del trabajo de campo, elemento esencial, casi sagrado, de la investigación antropológica moderna. Esta metodología, iniciada por Franz Boas, requiere la convivencia por períodos de por lo menos un año con el grupo o sociedad estudiada. Esta técnica de investigación llegó a su sitial actual por la influencia de Malinowski. José R. Llobera escribió que: “Si algo caracteriza a la antropología, por lo menos desde Boas y Malinowski, es el trabajo de campo intensivo, la llamada observación participante. Rito de pasaje, laboratorio indispensable o simplemente técnica de investigación elevada a la categoría de deus ex machina, el trabajo de campo en una comunidad exótica forma parte del glamour antropológico y hasta la fecha ha constituido la fuente principal de la disciplina.” LLOBERA, José R. “Introducción” a La antropología como ciencia, textos compilados y prologados por J. R. Llobera (Barcelona: Editorial Anagrama, 1975), pág. 10.

A pesar del increíble trabajo de algunos antropólogos por acercarse y acercar a sus colegas a la historia, los antropólogos se han mantenido lejos de ella. Según Evans-Pritchard la razón por la cual no se han integrado ambos campos es que los antropólogos no han aprendido a trabajar material histórico de manera sociológica. Pero el problema de separación no se limita a los antropólogos, pues son realmente pocos los historiadores que han unido su campo con la etnología, mientras que las obras políticas, económicas o sociales son innumerables.

Reyes Maldonado Marco Antonio. Licenciatura en etnohistoria.

120150207

Aun hoy en día, que contamos con todo un legado dejado por la escuela de los Annales y que se ha inventado el término “historia cultural”, el número de trabajos que parte de la etnología para el análisis histórico es muy pequeño. De hecho, los llamados “Estudios Culturales” y aún la “Historia Cultural” posmodernista tienen poco de antropológico.

Hablemos, pues, de etnohistoria. Solo puede conocerse (casi) completamente una cultura dentro de su contexto histórico. Por lo tanto es imposible adquirir conocimiento de la cultura actual de una región, o área, sin revisar los archivos históricos y las fuentes primarias. El descubrimiento y la conquista de américa constituyen uno de los mayores encuentros en la historia de la humanidad. Esta idea llevo a un grupo de antropólogos, en el seminario sobre la etnología y la antropología social de la América media, celebrado en nueva york en 1949, a reflexionar sobre la necesidad de un conocimiento más profundo de las transformaciones que las culturas nativas sufrieron durante el siglo XVI. También se planteó la necesidad de una disciplina que se encargara del estudio de ese momento de la historia con sus propias técnicas, métodos y objetivos. Sin embargo, el término “Etnohistoria” no ha sido empleado por las mismas personas para los mismos fines, también llamada “historia cultural” o “antropología histórica” y un sin número de formas más que en esencia dicen lo mismo: la etnohistoria es un cruce entre antropología e historia.

Para muchos historiadores hacer etnohistoria es un acto de controversia, pues no se consideran a este tipo de investigación como historia. Algunos historiadores creen que la etnohistoria es un método o parte de la antropología cultural, poniéndolo al mismo nivel que la arqueología o la etnología. ¿Pero cuál es realmente la diferencia entre historia, antropología y etnohistoria? Pues, básicamente el anexo de una una dimensión de estudio: el uso critico de conceptos y materiales etnológicos en el examen de las fuentes históricas. Se considera que la etnohistoria está compuesta de tres características principales. 1. La cultura como sujeto de estudio.

Reyes Maldonado Marco Antonio. Licenciatura en etnohistoria.

120150207

2. Énfasis en el cambio sociocultural, que comparte con la historia y la antropología. 3. El uso de métodos y materiales históricos. Se define a la etnohistoria como la realización de una etnografía de un período pasado utilizando los documentos (relaciones, cuentas, grabados, mapas y otras fuentes primarias) de la época. Desde esta perspectiva la etnohistoria es muy similar a la arqueología. El arqueólogo, es un antropólogo que intenta reconstruir la cultura de sociedades antiguas utilizando los restos materiales de esta. O sea, el etnohistoriador intenta reconstruir la cultura de un momento dado de una sociedad particular utilizando los documentos de ese período. Por lo cual debe buscar en los documentos evidencia de los elementos que conforman a una cultura. Es importante comprender, dentro de nuestro contexto nacional que la formación de una disciplina dedicada comúnmente al estudio de los pueblos “indígenas” tiene una historia un tanto escabrosa detrás. No digo que surja en México durante el proyecto de integración nacional, como si sucedió con la etnología mexicana, pero, en estos tiempos el uso de métodos etnohistóricos es un arma de doble filo, pues el conocimiento generado por esta disciplina puede ser fácilmente usado con intenciones ocultas. Desde mi perspectiva la etnohistoria es la ciencia social más completa y compleja que podemos encontrar y estudiar, pues no se limita únicamente al estudio erudito del documento oficial, ni a la comparación entre estratos geológicos para determinar la antigüedad de una pieza. La etnohistoria puede hacer uso de casi cualquier cosa, siempre y cuando esta, mediante un análisis crítico nos revele información útil sobre el tema que estamos realizando, así es que un etnohistoriador puede hacer uso de materiales arqueológicos, al mismo tiempo que de materiales históricos y de las teorías sociales e históricas existentes. Es, desde mi punto de vista. Una aproximación que pretende ser humanamente verdadera. No hace a un lado el trabajo de archivo ni el trabajo de campo, pues ambos nos pueden dar partes diferentes de un mismo entorno, ideas contrastantes. Otro medio importantísimo para la etnohistoria es la tradición oral, pues muchas veces se necesita estudiar o acercarse a poblaciones que no cuentan con un sistema de escritura, o este, se ha perdido en las arenas del tiempo. Y es aquí cuando las leyendas, mitos y demás narraciones cobran un valor increíble, quizá no nos digan que o como sucedió algo, pero eso no es lo que queremos nosotros ahora, eso déjenselo a los

Reyes Maldonado Marco Antonio. Licenciatura en etnohistoria.

120150207

historiadores positivistas que siguen buscando que fue primero. Pero si nos dan información importante sobre cómo entiende esa población la realidad, el cambio que sucede a su alrededor, pues la etnohistoria es una ciencia de cambios y continuidades, de contrastes.

De acuerdo con la mayoría de los antropólogos americanistas, la etnohistoria pertenece al campo de la antropología al participar de su mismo objeto de estudio, es decir: el hombre. Esta nueva disciplina (etnohistoria) permite completar el panorama universal que le interesa a la antropología, ya que al sumarse a la arqueología y a la etnología no deja fuera ningún registro del proceso cultural continuo Jiménez Núñez dice: “la etnohistoria es antropología en tanto la investigación proceda con arreglo a métodos y técnicas antropológicas y en cuanto que la formulación de hipótesis y el planteamiento de los problemas corresponden a la teoría antropológica” Alfredo Jiménez Núñez , “sobre el concepto de etnohistoria”, en la primera reunión de antropólogos españoles, universidad de Sevilla, 1975, p. 101.

También se considera al etnohistoriador como un “antropólogo de archivo”, en tanto que si material de trabajo lo constituyen las fuentes documentales, pero, a diferencia del historiador, su tarea consiste en convertir material esencialmente histórico en material etnográfico. La etnohistoria no se limita solo a las fuentes documentales escritas por cronistas, frailes y administradores de la corona, si no que incluye escritos en lenguas indígenas, mapas, códices, información procedente del análisis iconográfico de la escultura, desciframiento de la pintura mural y la cerámica, junto, claro está, con la tradición oral. La utilidad de este nuevo enfoque de la historia es que ahora podemos reconstruir una historia más completa, por ejemplo, quienes escribieron la historia oficial de la conquista y la colonización, ignoraban todas las manifestaciones de la cultura indígena, y entendieron la realidad con base en sus propios sistemas de creencias y esquemas culturales. Dieron una interpretación subjetiva de la realidad mesoamericana, en favor de sus intereses económicos y políticos.

Para finalizar El impulso que dio origen al nacimiento de la etnohistoria, tanto en España como en otros países, fue la inquietud por conocer y explicar el

Reyes Maldonado Marco Antonio. Licenciatura en etnohistoria.

120150207

fenómeno del contacto cultural entre España y América. Los primeros estudios en este sentido se orientaron hacia el conocimiento de ambas sociedades antes del contacto, con el fin de identificar los elementos propios de cada una de ellas, u observar el proceso de aceptación o rechazo de los elementos de la cultura dominante por parte de la cultura receptora. La etnohistoria nació en España y América como la disciplina que cubriría el vacío de una etapa histórica que no había sido contemplada por otras disciplinas antropológicas. Entendieron que solo mediante estudios interdisciplinarios se podría completar el panorama histórico del proceso cultural de las sociedades americanas. El marco conceptual que enmarco los estudios de los etnohistoriadores en aquel momento, fue el de la corriente culturalista norteamericana. Para lograr esta tarea se acudió a las fuentes documentales provenientes de la conquista.

Ahora, hablando por mí. No pretendo alardear de experiencia o conocimientos de los que carezco, así que me limitaré a dar mi propia visión, de esto que llama etnohistoria. La etnohistoria es un campo muy complejo puesto que ahora tenemos a disposición innumerables muestras de la cultura humana que estudiar, y la verdad es que la sociedad cada día se vuelve más compleja. Creo, y quizás este terriblemente mal que la etnohistoria debe empezar a voltear la mirada, al igual que el resto de las ciencias sociales a un presente que se muestra amenazador, y más aún al futuro que veo tan oscuro…. Creo que el trabajo de todos nosotros, como seres humanos, es empezar a modificar lo que se ha construido con sangre y muerte. El pasado en ocasiones es glorioso, en otras podría avergonzar, pero…. Aquello esta sobre textos, en libros cuyos autores hace cientos de años murieron. El pasado no está en peligro, nosotros, ahora si lo estamos. Y cada día es una nueva batalla por seguir vivo.

Bibliografía

.” MALINOWSKI, Bronislaw. “Introducción” a Contrapunteo cubano el tabaco y el azúcar (Caracas: Biblioteca Ayacucho, 1987)

Reyes Maldonado Marco Antonio. Licenciatura en etnohistoria.

120150207

Alfredo Jiménez Núñez, “sobre el concepto de etnohistoria”, en la primera reunión de antropólogos españoles, universidad de Sevilla, 1975

LLOBERA, José R. “Introducción” a La antropología como ciencia, textos compilados y prologados por J. R. Llobera (Barcelona: Editorial Anagrama, 1975)

Etnohistoria: visión alternativa del tiempo / coordinador Luis Barjau. – Mexico. Instituto Nacional de Antropologia e Historia, 2006. 224p (colección científica; 491. Serie etnohistoria)

View more...

Comments

Copyright © 2017 KUPDF Inc.
SUPPORT KUPDF Sitemapthe gifted s02e07 web x264-tbs[eztv] | Weekly Idol Episode 304 | Most Bids